La Fragata Negra

DE POR QUÉ NO VOY A VER “INTOCABLE” AL CINE

 
Creerá usted verdaderamente, que el hombre puede volar”.
 
Campaña de publicidad de la película Superman (1978)
 
Después de una insistencia en ocasiones inescrutable, de amigos recomendándome la película; y tras explicarles el por qué pausadamente, quiero recoger aquí mi posición oficial de por qué no voy nunca a ver al cine películas como “Intocable”.
 
En primer lugar, he de decir que “Intocable” debe ser un buen filme, no lo dudo. Es una de esas obras que merece la pena visionar. Que algún día me tocará ver. Me la han recomendado varias veces y quiero verla. ¿Es cuestión de dinero entonces? En parte, pero no exclusivo.
 
He de decir al lector que no me conoce, que no soy cinéfilo. No soy un enfermo del cine que ve dos o tres pelis por día. No, no lo soy. Pero lo que sí soy es una persona que ha bebido del cine clásico y de las películas setenteras y ochenteras que marcaron época, condicionaron mi adolescencia, y asentaron las bases de muchos géneros. Entre ellos: aventuras, ciencia-ficción, intriga y fantasía. En otras palabras, que tengo cultura cinematográfica. Que he visto (varias veces por cierto), Ciudadano Kane, Casablanca, Con la muerte en los talones, Lo que el viento se llevó, Psicosis, Érase una vez en América, La ventana indiscreta, El bueno, el feo y el malo, Por un puñado de dólares, La venganza de los Siete Samuráis, Metrópolis, Tron, Blade Runner, Superman, Kramer contra Kramer, Pulp Fiction, Días de vino y rosas, Love Story, la trilogía de El Padrino, la trilogía Indiana Jones (la cuarta no existe), Alien, Tiburón, TODAS las de James Bond,  Los Goonies, Encuentros en la tercera fase, E.T. el extraterrestre, 2001: Una odisea en el espacio, La naranja mecánica, Drácula, La vida de Brian, Fuga de Alcatraz, Annie Hall, y por supuesto la insuperable e indiscutible saga de Star Wars. Y probablemente, trescientas películas más. No, no exagero. Incluyan también las imprescindibles de las dos últimas décadas (pocas, pero algunas hay).
 
Considero que no haberlas visto es un factor muy negativo para que usted y yo podamos tener una conversación. Una conversación decente, quiero decir. Profunda. Al igual que tampoco podríamos tener esa conversación profunda si usted no ha leído ciertos libros. O peor, haya leído pocos. Porque es cultura en estado puro, al igual que es admirar una escultura, un buen diseño arquitectónico, una pieza musical o una fotografía. Y no tener cultura, y no querer tener mayor cultura es un síntoma grave. Del por qué ciertas películas su visionado es obligatorio es otro tema, del que también tengo mis razones, claro. Pero las dejaré para otra entrada.
 
En esta entrada tengo que decirle que no voy a ver Intocable al cine, no porque no sea mala, sino porque no merece la pena gastarse el dinero de la entrada para una película que no aprovecha las condiciones visuales y auditivas que experimenta el cine. En ese tipo de películas, las imágenes no sorprende verlas tanto en la gran pantalla, como verlas en la tele de tu cuarto. Lo que transmite es prácticamente igual. En ese tipo de películas, el sonido (que se reduce a diálogos en muchos casos), dan lo mismo (o la diferencia se aprecia muy poco), oírlos en Dolby Digital Surround EX 10.1 Experience, que en el estéreo de la tele de tu salón. En este tipo de películas, la sensación de genialidad fílmica y originalidad da lo mismo sentirla en la butaca que en el sofá de tu salita. Por eso no merece la pena verlas en el cine. Por eso no voy a ver pelis como “Intocable” (a pesar de reconocer que debe de ser una buena película), y sí voy a ver “Los Vengadores”, “Misión Imposible 4” o incluso la deficitaria “Men in black 3”.
 
Porque visualmente merece la pena, y porque auditivamente también. Aunque cinematográficamente lo sea menos, pero las puedo disfrutar igualmente -o de manera muy parecida-. en el sofá de mi casa.
 
Así que amigos míos, y sobre todo novia mía, sigan absteniéndose de invitarme al cine, -otra cosa es que me inviten a la entrada-, porque, agradeciéndoselo mucho, no voy a querer ir.
Saludos.

Comentarios

Pues mi opinion, mi querido Alberto, es que veas la pelicula,si te ha gustado, repites en el salon de tu casa con palomitas y la coca cola.Otra ventaja, que cuando yo te pregunte si yo la veo. me digas "esta peli no es de las tuyas, o si....".UN BESACO "MU" GORDO DE TU MAMA.

Pues mi opinion mi querido alberto, es que no estaria mal que te pasaras a verla, si merece la pena repites en el sofas de tu casa con palomitas y cocacola....Tambien me puedes decir si a mi me va a gustar,verla juntos, o, por el contrario, decirme."esa peli a ti no te va a gustar....." UN BESACO "MU" GORDO DE TU MAMA.

Añadir un Comentario: